KRISIS

Agradecimiento (y 3)

Agradecimiento José Martí

Dada la extraordinaria importancia y trascendencia del agradecimiento para nuestro desarrollo personal y nuestra conciencia espiritual, estoy convencido por propia experiencia, que toda meditación o visualización que realicemos de forma consciente y deliberada para dar “Gracias a la Vida” será siempre un excelente bálsamo curativo. Nos servirá, no sólo para calmar nuestras emociones, sino también para sanar nuestros dolores y sufrimientos, pero especialmente para el aprendizaje de la serenidad, la paz interior y el amor, cualidades y/o valores sin los que no nos es posible llegar a ser plenamente humanos.

Te invito pues ahora, a que realices conmigo el ejercicio de meditación y visualización que te propongo

Ejercicio previo de relajación

A partir de una posición de sentado, con los pies bien apoyados en el suelo, la espalda recta y las manos sobre los muslos, comenzar a respirar pausadamente contando las respiraciones y numerándolas hasta siete en el último momento de la expiración y volviendo a empezar a contar de nuevo hasta siete.
Una vez conseguido cierto nivel de concentración respiratoria, comenzar mentalmente un repaso de cada una de las partes de nuestro cuerpo comenzando por los pies, de forma que hay que ir aflojando cada una de ellas hasta llegar a pensar que no está ahí o que se encuentran en un estado de placidez tal que nos hace que las ignoremos. Así hay que ir consiguiendo la relajación de pies, piernas, caderas, abdomen, espalda, brazos, cuello… hasta llegar a la cabeza dando el repaso a cara, boca, lengua, párpados, ojos, frente e incluso cuero cabelludo, e incluso si lo deseamos a nuestros órganos internos.
Una vez dado el repaso completo, permanecer en estado de relajación hasta completar al menos 15 minutos en total y a partir de ahí oir y sentir el texto que se ofrece a continuación.

Me encantaría que hicieras un comentario. Muchas gracias.

A %d blogueros les gusta esto: